Redacción: Alondra Pérez Talonia

El cineasta Paul Leduc falleció ayer a los 78 años. Fue uno de los grandes realizadores del cine de vanguardia independiente en los años 70, galardonado con el Premio Nacional de Ciencias y Artes en el 2013.

Dejó cintas como Reed, México Insurgente (1970), Frida, Naturaleza Viva (1984), ¿Cómo Ve? (1986), Barroco (1988), Latino Bar (1991), Dollar Mambo (1993), Cobrador: In God We Trust (2006).

Leduc nació el 11 de marzo de 1942 en la Ciudad de México y fue realizador, sonidista, guionista, productor, crítico y profesor.

Realizó estudios de Arquitectura en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM); de Dirección Teatral en el Taller de Artes Escénicas de Seki Sano; de Televisión en el ORTF (radio y televisión francesas); cine documental y etnográfico con Jean Rouch, en el Museo del Hombre de París; y realización cinematográfica en el Instituto de Altos Estudios Cinematográficos (IDHEC) de París.

Trabajó como crítico y profesor de cine en el Centro Universitario de Estudios Cinematográficos (CUEC). En 1967, fundó el grupo Cine 70 y codirigió 17 cortos para el Comité Olímpico Internacional; y dos años después colaboró como productor de La Revolución congelada, del cineasta argentino Raymundo Gleyzer.

Acreedor del Ariel de Oro a la Trayectoria profesional, que le fue otorgado en 2016, además del Premio Nacional en Ciencias y Artes, el Memorial de América Latina por su aportación al cine latinoamericano en el Festival de Cine Latinoamericano de Sao Paulo, Brasil (2007); la Espiga de Plata en homenaje a su carrera en la Semana Internacional de Cine en Valladolid, España (2008), y fungió como representante oficial de España en los Festivales de Cannes y Berlín.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *